ECLIPSE SOLAR ANULAR 2016

eclipse-anular2

Será un parpadeo, un ligero parpadeo, la Nada.
Y millones de mundos se estremecerán en él.
La Señora Oscura abrirá el portal del vacío.
En el parpadeo cósmico renacerá el poder.
Boca abajo, coronados por la ardiente luz
de las diosas solares, nosotros renaceremos.

Hablan los halcones mensajeros

Mujer, hombre yin, prepara tu cuerpo, tu sangre y tu esencia, para atravesar el portal dorado que regula los tres tiempos, las tres edades en las que tus huesos cambian la información, no importa en cuál de ellas te encuentres. Recibe la gracia de negrura brillante, rodeándote del anillo solar para reunir en ti el fuego puro en el centro de tu útero húmedo y fragante, en el centro de tu tierra fértil. Si ya no tienes sangre o no te llegó todavía, recuerda: eres igualmente fértil en los campos de la creatividad.

Hombre, mujer yang, no es tiempo de agitarse hacia fuera, sino de ir hacia dentro. Ten el valor de mirar el poder de tus entrañas, tu instinto, lo que llamas en ti bondad y lo que llamas maldad. Al amor de tu propia lumbre, déjate atravesar por la luna y que ella te revele con gracia aquello que para ti debe ser desvelado. Aún con la luz oscurecida, la llama del corazón está, sin embargo, fuertemente encendida. La Visión ahora llega. Honra la sabiduría arcana que abre las puertas recónditas de tu ser.

El día 1 de septiembre, luna nueva, habrá un eclipse solar anular.

Un poderoso espejo obsidiana.

Y al amor de tus sombras se alza el espejo obsidiana, rodeado por el sagrado círculo del fuego de la protección solar. Respira y ten el valor de mirarte en él. Se abre una oportunidad de limpiar y ordenar tus entrañas para que el hueso asome y se carge de la luz cósmica del vacío, el origen al que perteneces. Se abre una oportunidad para recibir la energía cósmica de tu semilla en una tierra oscura y fértil donde germinar.

Así, levanta el rezo desde las mareas de tu poder con la máxima atención y cuidado, con el propósito de que tu centro sea el amor en si mismo, y no el amor al poder. Con la luna oscura, guarda mucha atención para cada pensamiento, sentimiento y acto que ves y no ves en ti. Esta siembra es muy importante para tu vida. Este portal es delicado de sostener.

Las mareas energéticas de alta intensidad recorren tus tejidos, regenerando todo tu sistema y elevándolo al amor.

Mareas altas.

En estos días previos al eclipse la vibración del silicio de tus huesos es muy elevada, las mareas energéticas de alta intensidad recorren tus tejidos regenerando la información profunda que, en cada mes, visitas durante las lunas oscuras para conocer tus respuestas.

Nada ha de moverse por voluntad propia, pero todo ha de sostenerse y elevarse. Es tiempo de perdonar y sanar heridas, de pasar página, de rezar para abrir aún más el corazón y la capacidad de amar.

Es tiempo, también, de dedicarte a una sexualidad sagrada en este paso de mágicas fronteras, desde los códigos que liberan, disuelven, sueltan. El propósito de esta intimidad es entregarse al flujo vital del amor, como tú lo entiendas, liberando expectativas y ataduras hacia ti o hacia los otros. Morir para renacer.

Las mareas están altas, el volumen de las olas que agitan el interno es alto, la fuerza oceánica plena de energía y músculo tanto afuera como adentro, los portales que comunican los mundos subacuáticos conducen a la luz solar. Nadamos hacia la luz en el interior de los océanos, atravesando los palacios submarinos que encienden sus luces a nuestro paso. Todo se reúne. Todo se concilia.

Es un alumbramiento, una renovación que nos ofrece la luna oscura desde la flor del sol.

Con las manos enlazadas abrimos el corazón a esa puerta al cosmos hecha de generoso vacío, el vórtice donde todos los mundos se repliegan y desaparecen, en un parto solar hacia otros planos.

Habrá informaciones que se vertirán al cosmos desde la misma alma de la Pachamama. Habrá otras que el Alma del Mundo recibirá de los mundos que se pliegan con ella en el tiempo, renovándola y agitándola hasta que ubique sus nuevas geometrías.

La importancia de la escucha.

Alta intensidad también la del amor y el justo equilibrio. En estos días el mensaje que portan los halcones es el de estar muy atentas, porque nada es lo que parece. Ante lo que a veces nos parece un obstáculo insalvable ahora se nos revelan soluciones simples. Y sobre lo que hemos juzgado como fácil, tendremos que revisar si eso es así o no. Así, escucha. No es tanto lo que ves, degustas o tocas: escucha las frecuencias de estos días.

Renovación profunda de las frecuencias sonoras.

Todas las cosas que se tambalean caerán definitivamente para ser renovadas. Es la hora del murciélago, custodio de los partos de la Diosa Luna, de los alumbramientos de cada mujer, el que hace posible que la mujer desmembrada vuelva a unirse y cuyo sentido del sonido procura un preciso mapa de la realidad del mundo. Presta atención a lo que tejes con tu palabra, y a lo que recibes de los sonidos exteriores. El día del eclipse, si es posible, amortigua los sonidos para poder escuchar en el silencio. Y escucha tu sonido sagrado. Escucha el canto de la vida que asoma en todas las criaturas. Escucha. Escucha en tu corazón.

Preparación.

Aunque ya hoy se siente la intensidad de este portal, si vas a aprovecharlo para realizar un trabajo energético con él, es recomendable elegir una alimentación en estos días ligera y sana y, a ser posible, ayunar el mismo día del eclipse.

Según el Instituto Meteorológico, el próximo eclipse solar anular será visible en las islas Canarias, sur de África y Madagascar, en el extremo este de Brasil, Antártida, sur de Indonesia y oeste de Australia. Pero aunque no puedas verlo con los ojos físicos podrás sentir su influencia vibrar en la profundidad de tus células.

Hacer un pago a la naturaleza.

Algo sencillo que puedes hacer es ir a la naturaleza y realizar una ofrenda generosa con frutas, semillas, dulces, miel, flores, pan, en un altar que dejarás a los espíritus de la naturaleza. Si tienes sangre menstrual siembra tu semilla y tu ofrenda de cristales con los propósitos para este mes y, con el extra del eclipse, para tu vida como sea que tu la sueñes.

Con el aro del fuego solar protege los sueños que vas a sembrar en la Tierra Negra, y riégalos desde tu corazón con la profunda fuerza vital de tus huesos, tus entrañas y tu sangre en una bendición amorosa y salvaje.

Celebra y agradece esta coordenada en los cielos, pues apunta directamente al corazón de tu tierra. Protégete con el aro solar y alumbra tus sueños. En círculo cantamos y danzamos, escuchando y ofrendando gratitud, tendiéndote la mano para que, desde donde estés, atravieses con nosotras este Misterio. Bendiciones para todos los seres sensibles.

NOTA: esta transmisión está hecha con amor y respeto, en servicio. Es una voz, aunque la más importante es aquella que llega directamente desde tus entrañas a tu corazón y desde él toma forma en ti. Dejo estas ideas aqui por si te sirven, te inspiran o te mueven. Sigue tu propia estrella en tu libre albedrío para abordar este portal como guíe el sentir de tu corazón. Por todas mis relaciones. Con gratitud y entrega. Mitakuye Oyasin.

Texto: Teresa Rodríguez.

Fotografía: extraída de internet. Desconozco autor.

Subir